Entradas

Mostrando entradas de abril, 2008

El gentilicio montañés

Imagen
En 1833, bajo la regencia de María Cristina y siendo ministro Javier de Burgos, Cantabria pasa a ser provincia con el nombre de Santander y a incluirse en la región de Castilla la Vieja junto con Burgos, Logroño (La Rioja), Soria, Segovia, Ávila, Valladolid y Palencia. Ciento cincuenta años después, en 1980 recobra con las Autonomías el nombre con el que ahora se la conoce.
Para los estudiosos cántabros, el gentilicio “montañés”, desde hace más de un siglo, se entiende referido a la antigua provincia de Santander.

La montaña en los siglos pasados no constituye ninguna demarcación territorial, no es territorio administrativo, es una especie de fórmula hecha al azar, apoyada en el sentimiento, cuyos límites coinciden con la Cantabria romana o el territorio medieval “Peñas Amaya fasta el mar”, entonces constituido por las primitivas merindades de Asturias, Santillana, Vecio, Castilla la Vieja, Aguilar de Campoó y la nuestra de Liébana y Pernía.

Lo curioso es que el término “Montaña” lo ma…

La mojonera de 1991

Imagen
El día 3 de septiembre de 1991, se inician en Santa María de Redondo los preparativos con una “Huebra de Valle”.
Se procede a limpiar el camino de Llenderrejo y a cortar las escobas del de Villacernienta hasta Collacobre, lugar hasta el que llegaron los tractores.El día 6 se carga la comida en el tractor de Mariano Vilda, de San Juan de Redondo, para los 130 comensales que han anunciado su participación.
4 corderos criados en las camperas de Redondo, 100 litros de vino, 60 kgs. de patatas, 6 cajas grandes de langostinos, 30 melones, 2 cajas de peras, embutido de tres clases para el aperitivo, aceite, sal, condimentos, 6 kgs. de café, azúcar, coñac, 4 botellas de güisqui, 3 botellas de anís, cinco de licores de manzana y melocotón, 3 cajas de farias y un paquete de tabaco rubio. 16 panes de "la fábrica" y 5 de "Inés".

Los cinco panes que elaboró Inés se metieron en el último momento, cuando se supo que el número de participantes iba a ser muy superior a los 130. Y fu…

Reserva de la Biosfera

Imagen
Mi buen amigo Amando Vega, profesor de la Universidad del País Vasco en Donosti, que tantas bellas imágenes de la Ojeda proporciona para mi web de la montaña y que sigue mis comentarios a través del diario digital, me hace un guiño sobre un texto que publica Luis Mateo Díez, y donde se recoge el frescor y la leyenda de los valles leoneses: Babia y Laciana, que lo ostentaron primero y Luna y Omaña que reciben el nombramiento en el verano de 2005. Los títulos no siempre dicen la verdad de lo que se esconde detrás de ellos. Son más bien, entiendo, una disculpa para protegernos en el sentido más ambiguo y cumplir así con todo el mundo, porque sabemos que de poco sirve renombrar algo que ya hemos valorado suficientemente, si no le dotamos de energía, que a saber también hasta dónde queremos llegar, sin olvidar que a veces son los propios habitantes de los pueblos los que no quieren ni oir hablar de emprendimientos.El título les aporta a quienes lo emiten, una especie de garantía, como el q…

Lo +visto el último año

El descubrimiento del carbón

Mahou

San Salvador de Cantamuda

Curavacas

Agua de Pernía

Usamos cookies que recogen datos sobre sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más